domingo, 30 de octubre de 2011

Somos nosotros los que elegimos.

Todo esta sumido en la oscuridad, solo escucho un pitido cada vez más ensordecedor que me hace saltar a la realidad en un segundo. Es lunes y ese pitido ensordecedor es mi despertador. Lo cojo desganada y miro la hora: 7:10. No es tarde, podría quedarme 10 minutos más, pero ya estoy levantada ¿qué más da?
De camino al baño caigo: tengo alternativa a primera. Está claro que no iré, pero me he desvelado, creo que me daré un baño. Los adoro, puedo pasarme horas y horas ahí metida.
Me voy a quitar la ropa cuando miro al frente, miro al espejo, me miro a mí misma y me acerco como si nunca hubiera visto mi reflejo en otra superficie. Recorro cada imperfección que abunda en mi rostro y como cualquiera empiezo a menospreciar mi aspecto, pero entonces me encuentro mirándome directamente a los ojos y me sumerjo de lleno en una serie de pensamientos más profundos. Mi cabeza empieza a latir, o esa es la sensación que me da en éste momento. ''Ésta soy yo, estoy delante de mí misma. ¿Por qué...? ...'' Una progresión de preguntas emergen seguidas de interrogantes que me golpean con fuerza. Ametrallan contra mí, indefensa, no comprendo nada, nadie lo comprende, preguntas que van más allá que cualquier cuestión, preguntas que te colapsan y te frustran porque no sabes qué responder, siento que estoy cayendo, no sé a dónde, solo hay una gran nada.
 Juro que la cabeza me va a explotar, un dolor fortísimo me lo dice. No hallo sentido alguno a mi vida, a la vida en general, no comprendo qué hacemos aquí y porqué ese afán por superar nuestras limitaciones o por competir con la naturaleza si todos sabemos cómo vamos a... PUM. Aparece una cara de repente, es él. Le siguen más caras conocidas, le siguen recuerdos, le siguen planes de futuro, le siguen esperanzas y le siguen sueños. Una voz interrumpe mis pensamientos y es como si hubieran explotado una pompa frente a mí de repente.
-Eli, me voy, no olvides hacerte el desayuno, adiós!
Antes de que pudiera reaccionar ya había escuchado la puerta cerrarse entonces me dí cuenta de que al menos había llegado a una conclusión:
Llegamos al mundo sin pedirlo y nos acabamos yendo irremediablemente. Pero somos nosotros los que elegimos cómo pasar ese tramo entre un momento a otro. 
Se había hecho demasiado tarde para un baño, sin embargo aún era pronto, así que me puse a desayunar, tal vez, con otra visión sobre la existencia. O tal vez no.
_________________________________________________________________________________________________________
Todos pensamos estas cosas en un momento dado, verdad?
Lo cierto es que me he liado un poco, pero espero que guste… 
Besicos<3

10 comentarios:

  1. Impresionante. Dices tanta verdad en tan pocas palabras....

    ResponderEliminar
  2. Es que no puedes tener mas razón, todos en algún momento lo pensamos

    Besitos

    ResponderEliminar
  3. gracias x tu visita!
    el texto es genial,me encanto la entrada!

    ResponderEliminar
  4. vaya! increíble el texto y cuanta razón esa reflexión me encanta

    por cierto me cambio de blog
    http://joveneseternamente20.blogspot.com/
    te espero

    ResponderEliminar
  5. Me encanta tu blog te sigo sin pensarlo dos veces (;
    un beso y pasate por mi blog ok?
    te espero en:
    http://www.yourfavoritehistory.blogspot.com

    ResponderEliminar
  6. Se nota que es un texto lleno de vida :D te sigo!

    ResponderEliminar
  7. Eyyyy, gracias por pasarte! Y si, tengo twitter: www.twitter.com/sofibarletti De todas formas lo puse ayer en la nueva entrada de mi blog :) Un beso genia!

    ResponderEliminar
  8. Gracias por el premio hermosa =D.
    Si verdaderamente me e cuestionado lo que planteas en tu entrada, así también miles de cosas más porque mi cerebro no para de pensar a veces es irritante.Es verdad todos tenemos fecha de vencimiento como un producto, todos somos reemplazables en algún sentido, olvidables en algún momento.La vida es una sola, así que debemos tratar de vivirla como podamos y en ella decidiremos a quien querer y a quien no porque nadie posee a nadie también debemos recordar.
    Beso grande! espero que andes bien.

    ResponderEliminar
  9. Hola :) gracias por pasarte por mi blog!
    cuando tenga tiempo me pasaré por aquí.
    te sigo!

    ResponderEliminar
  10. Increíble ! Suelo leer tu blog porque me encantan tus textos y la forma de expresarte en ellos. Escribes genial Cintia..., seguiré pasándome por aquí para leerte.

    ResponderEliminar

Te agradezco que comentes!:D
& recuerda gritar en voz baja ;)